Consejos efectivos de networking

Escrito por Alice Martin

¡Bienvenido a nuestro artículo sobre el arte y la ciencia de charlar! 

Haz tus listas

Puedes empezar haciendo dos listas. La primera lista debe incluir las personas que ya conoce pero con las que le gustaría profundizar su relación. Podrían ser colegas, amigos de amigos o personas importantes de su red.

La segunda lista debe incluir a las personas que desea conocer, ya sean personas específicas o tipos de profesionales en una determinada industria o empresa. Al ser específico acerca de con quién desea conectarse, resulta más fácil desarrollar un plan para apuntar a ellos y acercarse a ellos.

Crear un plan de acción

A continuación, es importante desarrollar un plan de acción para las relaciones. Esto implica convertir sus deseos y anhelos en pasos prácticos. Vanessa sugiere incorporar una «hora de conexión» en su agenda cada semana. Esto podría ser una reunión de desayuno, una cita para almorzar o incluso comunicarse con las personas durante un período de tiempo específico. Al reservar un tiempo específico para establecer contactos, resulta más fácil priorizar y seguir adelante para construir estas conexiones.

Centrarse en conversaciones orientadas a objetivos

Cuando tienes la oportunidad de hablar con las personas de tus listas, Vanessa enfatiza la importancia de hacer preguntas orientadas a objetivos. En lugar de la típica charla trivial, pregúnteles sobre sus objetivos, proyectos o qué les entusiasma de su trabajo. Esto no solo ayuda a profundizar la conversación, sino que también agrega responsabilidad y le brinda algo a lo que dar seguimiento en futuras interacciones.

La mentalidad de oferta

En lugar de establecer contactos con una mentalidad de «¿qué gano yo?», Vanessa sugiere adoptar una «mentalidad de oferta». Piensa en lo que puedes ofrecer a las personas que conoces, ya sea presentarles a alguien que deberían conocer, ofrecerles consejos o compartir tus propias experiencias. Al abordar la creación de redes con un deseo genuino de ayudar a los demás, no sólo causará una impresión duradera, sino que también aumentará la probabilidad de recibir ayuda y apoyo a cambio.

El poder del seguimiento

Por último, Vanessa destaca la importancia del seguimiento. La interacción en sí es sólo el comienzo y el seguimiento es lo que ayuda a dejar una impresión duradera. Considere enviar una nota de agradecimiento o mantenerse en contacto enviando artículos o enlaces relevantes que puedan ser de su interés. Si se mantiene conectado y muestra una consideración genuina, puede nutrir esas relaciones y asegurarse de que sigan creciendo y prosperando.

Y ahí lo tienes: el arte y la ciencia de charlar. Al incorporar estas estrategias en sus esfuerzos de networking, podrá navegar por el mundo del networking con confianza y propósito. Esperamos que este artículo te haya resultado útil. ¡Gracias!